Ya no vengan para aca, quedense mejor allá (del soundtrack del Mil-usos)

sábado, marzo 26, 2005

Las vacaciones de "semana santa" han llegado a su fin para mi, para otras personas estan a la mitad, éstas fechas son aprovechadas por cientos y cientos de capitalinos para darse una escapada a alguna playa de la ciudad o para visitar a familiares, o casas, que se tienen en otros estados.

Pues yo no tuve la gracia o desgracia de salir de la ciudad, pero en éstos días he salido de mi casa unos 3 días, me he desplazado a lugares un poco lejanos a mi hogar y oh! gran sorpresa... La ciudad esta casi vacía!

Estas 3 o 4 veces que anduve fuera de mi casa fueron una experiencia un poco rara, hubo cosas buenas, cosas malas, cosas que me pusieron un poco triste, cosas que me sacaron de onda y me hicieron pensar en una realidad alterna de nuestra ciudad. El miercoles tuve que ir hasta Centro Medico, por motivos no previstos salí un poco tarde de mi casa, llegué a la avenida en la cual regularmente espero el transporte, para empezar casi no había automoviles en las calles, ni gente, ni establecimientos abiertos, el tipo del puesto de periodicos comensaba a recoger su puesto a la medio día, el vientos soplaba levantando las pocas ojas y polvo que había en las calles, por unos momentos me sentí como dentro de la pelicula de Exterminio, fue algo raro, a pesar de que salí tarde llegué con 15 minutos de anticipación a mi destino, de regreso a mi casa, fue lo mismo, llegué muy rápido, el escenario muy semejante, en la gasolinería los trabajadores estaban sentados a un lado de sus bombas de gas, los pocos taxis que no se fueron a Acapulco, estaban vacios, las tiendas, farmacias, y demás establecimientos, cerraron temprano(si es que abrieron), el cine que pocas horas antes había visitado, era atendito a lo más por 6 personas, 1 en taquilla, 2 en palomitas y demás antojos y 3 cortando boletos y limpiando las salas.

Bueno a lo que voy es que se imaginan cuanto tiempo de nuestra vida perdemos día a día en el trafico? existen unos datos que dicen que una persona que vive en la ciudad de México, pierde 10 días de su vida esperando a alguien, pero realmente eso es poco con lo que se pierde día a día en el trafico, esperando a alguie a lo más son 30 minutos y eso ya de más, pero ésto no es del diario, sin en bargo tenemos que lidear con el tráfico hasta para ir al mercado, puta y eso dejando de lado lo desesperante que es, estar parado en el trafico, en medio de carros y carros atorados debido a la sobre población de nuestra ciudad, en medio de claxons que tocan inutilmente, como si porque tocaran una y otra vez sus claxons de Tarzan el tráfico repentinemente, por una intervención divina se fuera a esfumar... NO, las cosas no funcionan así, que no entienden que el tráfico por sí sólo ya es desesperante? no necesitamos que nos ayuden con sus claxonsitos!, además a dónde quieren llegar tan rápido?

Bueno ya sólo se que la ciudad es hermosa en éstos días que los Pseudo-capitalinos, y demás migrantes de los estados salen del D.F. Además cono no conozco a nadie que me importe que haya salido, los que salieron, ¿no se pueden quedar allá?

Orale, porfa, como cuates.

2 vituperaciones:

Gerard dijo...

0oo0 Buen comentario, de hecho a mi me ha pasado lo mismo estos ultimos días que he salido de casa para llegar al trabajo salgo un poco mas tarde y llegó puntual o antes, en fin... ojála siempre fuera así la ciudad es de lo mejor con menos gente no se que le vea la gente de provincia venir para aca si estar en provincia con ese cielo que es azul (no el estupido esmog), alla no huele a coladera, no hay vendedores por todos lados que solo te entorpecen el paso, no vas colgando del transporte público... en fin toda una serie de "pros" esperemos que algun día recapaciten

Ernesto dijo...

Es que aquí por lo menos comen. De verdad , no es ficción , pero hay comunidadesen las que si hacen una comida al día se sienten de fiesta. Por otra parte alguien podría preguntar ¿no sé que le ve la gente que vive allí que no se va?